Saltar al contenido

El Salmo 121: Explicación Completa

salmo 121 explicacion

Este hermoso salmo tiene un dignificado muy profundo y realmente importante para cada uno de nosotros, por esta razón te mostraremos la explicación del salmo 121 y verás cuan grande es el amor de Dios.

Explicación del Salmo 121

El Salmo 121 consta de 8 versículos y te explicaremos cada uno de ellos. 

Significado del Salmo 121

1.Alzaré mis ojos a los montes. ¿De dónde vendrá mi socorro?: En la antigüedad nuestro señor se manifestaba en la cima de los montes, así como cuando se le presentó a Moisés en el monte Horeb y le entregó los diez mandamientos en el monte Sinaí y otros pasajes de la biblia donde Dios se aparecía en los montes. 

En la segunda parte pregunta ¿de dónde vendrá mi socorro?, acá nos muestra que muchas veces nos desesperamos, porque no encontramos solución a los problemas, sin embargo Dios es la salida de todos nuestros problemas y el mismo salmista se responde en el siguiente versículo. 

2. Mi socorro viene de Jehová, que hizo los cielos y la tierra: En este versículo el salmista nos dice que a pesar de todos los problemas y obstáculos, Dios nos ayuda y socorre. Este socorro no viene de la creación de Dios, más bien viene del creador que creó el cielo, el mar, la tierra y todo lo que hay en ellos.

3. No dejará que resbale tu pie; no se adormecerá el que te guarda: El salmista nos invita a que tengamos la seguridad de que Dios no dejara que nuestro pie resbale y que cuando tenemos a Dios, tenemos la seguridad y la firmeza, que él nos protegerá y nos cuidará en cada momento de nuestra vida. 

 4. He aquí, no se adormecerá ni dormirá el que guarda a Israel: Dios nuestro padre no descansa y nos protege a toda hora todo el tiempo. Así que ten fe que Dios te guía y nunca te deja solo o sola.

5. Jehová es tu guardador; Jehová es tu sombra a tu mano derecha: El salmista nos sigue diciendo con una seguridad y firmeza, que Jehová es nuestra sombra y es que ¿cuando tú sombra se ha apartado de ti?, claro esta que nunca, donde sea que vayas tú sombra esta contigo y acá nos muestra que Dios es como nuestra sombra, nunca se separa y nunca nos deja solos. 

6. El sol no te herirá de día, ni la luna de noche: Cuando el pueblo de Israel salió de Egipto, dónde Dios fue su guía por el desierto. Por el día Él era una nube para dar sombra y que no se fatigaran y por la noche era una columna de fuego que les daba calor y les alumbraba el camino para que vieran por donde iban.

7. Jehová te guardará de todo mal; él guardará tu alma: El enemigo no puede tocar nuestra alma y es que Dios le dijo a Satanás que podía tocar el cuerpo de Job, pero no su alma, el cuerpo muere, pero el alma nunca muere. Si recibimos a Dios en nuestro corazón nada podrá hacernos daño.

8. Jehová guardará tu salida y tu entrada desde ahora y para siempre: El salmista nos dice que Dios guarda nuestra salida y nuestra entrada en todo lugar por toda la eternidad.

Sí quieres leer el salmo 121 completo, visita nuestra página principal.